Alguna vez te has preguntado: ¿qué es una Devoción?, ¿porque hay tantos devotos (as) cargadores (ras) en cada cortejo procesional?, o la razón ¿porque tanto católico al asistir a misa siempre pasa dejando una vela o simplemente eleva una plegaria a la imagen que representa cierta causa?, bueno, en esta nota tratare de explicarlo ante mi conocimiento muy empírico sobre “El Nacimiento de una Devoción.”

Devoción

Para iniciar quiero que sepas el significado de esta palabra, según el Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española dice: “Devoción; “Amor, veneración y fervor religioso; Prontitud con que se está dispuesto a dar culto a Dios y hacer su santa voluntad.”

 

Así mismo en las enseñanzas del Santo Padre Francisco sobre la liturgia “PIEDAD POPULAR”, de 24 de noviembre de dos mil trece, describe a la devoción como lo siguiente:

 

La fuerza evangelizadora de la piedad popular

122…podemos pensar que los distintos pueblos en los que ha sido inculturado el Evangelio son sujetos colectivos activos, agentes de la evangelización… 123. En la piedad popular puede percibirse el modo en que la fe recibida se encarnó en una cultura y se sigue transmitiendo… 124. En el Documento de Aparecida se describen las riquezas que el Espíritu Santo despliega en la piedad popular con su iniciativa gratuita… 125. Para entender esta realidad hace falta acercarse a ella con la mirada del Buen Pastor, que no busca juzgar sino amar. Sólo desde la con naturalidad afectiva que da el amor podemos apreciar la vida teologal presente en la piedad de los pueblos cristianos, especialmente en sus pobres. Pienso en la fe firme de esas madres al pie del lecho del hijo enfermo que se aferran a un rosario aunque no sepan hilvanar las proposiciones del Credo, o en tanta carga de esperanza derramada en una vela que se enciende en un humilde hogar para pedir ayuda a María, o en esas miradas de amor entrañable al Cristo crucificado. Quien ama al santo Pueblo fiel de Dios no puede ver estas acciones sólo como una búsqueda natural de la divinidad. Son la manifestación de una vida teologal animada por la acción del Espíritu Santo que ha sido derramado en nuestros corazones (cf. Rm 5,5)… 126. En la piedad popular, por ser fruto del Evangelio inculturado, subyace una fuerza activamente evangelizadora que no podemos menospreciar: sería desconocer la obra del Espíritu Santo. Más bien estamos llamados a alentarla y fortalecerla para profundizar el proceso de inculturación que es una realidad nunca acabada. Las expresiones de la piedad popular tienen mucho que enseñarnos y, para quien sabe leerlas, son un lugar teológico al que debemos prestar atención, particularmente a la hora de pensar la nueva evangelización.”

De acuerdo a lo anteriormente expuesto, la devoción es un expresión de la piedad popular, por lo que en efecto la devoción es primeramente por la cultura en la que desde la época de la colonia, nos quedó inculcado al tener las imágenes de nuestros santos y principalmente de Dios, que con ello se manifiesta el espíritu santo, es importante tener en cuenta que, tú, devoto cargador o cargadora y a toda la feligresía católica, es que esto que tú haces de venerar una imagen es porque Dios a través de ella te ha hecho el llamado a acercarte cada día más a él.

El nacimiento

Ahora bien, quiero incentivarte a que pienses, sobre el día que concebiste la idea de ser parte de un cortejo procesional, de acercarte a la iglesia, de pertenecer a alguna pastoral, de reunirte con tu familia para hacer una alfombra entre otras.  Si ya recordaste, y lo tienes presente, guárdalo en tu corazón y pon manos a la obra porque, Dios, te ha llamado. ¡ALEYUYA!.

Si tu duda siempre fue, ¿Por qué mi mama o papa siempre prenden una vela? O ¿Por qué se persignan al ver una imagen o iglesia?, Te diré; se hace todo eso primero por nuestra cultura que año tras año se ha realizado y que se ha hecho un habito pues esos hábitos, se convierten en costumbre y la costumbres se convierte en ley, pero más allá de esas prácticas, es que el Espíritu Santo se presenta siempre en cada acto de devoción que haces y eso es el motor que te impulsa a continuar, porque como católico y devoto, no negaras, que tienes tantas experiencias que contar en cada cuaresma que has pasado o cada procesión que has cargado o en cada eucaristía y convivencia dentro de tu iglesia a la que has asistido, pues como dice un canto ,”DONDE HAY CARIDAD Y AMOR… ALLÍ ESTÁ EL SEÑOR”, y donde hay fe allí estará presente Dios para ayudarte siempre y cuando tú se lo permitas.

Por último te diré, si eres devoto o devota, a la Virgen de Soledad, Virgen del Rosario, a Jesucristo yacente, a Jesús del consuelo, en fin, hay tantos que mencionar, pero la finalidad de la iglesia es que en cada causa, el Espíritu Santo te haga el llamado a la santidad, poniendo modelos de vida santa, para que tú no te desanimes pues recuerda que todos los santo que hoy ves en la iglesia, no tuvieron una vida muy santa al principio, y nosotros en el camino podemos enderezar nuestras vidas, como ellos también lo hicieron.

Y si tu duda es, ¿como lo puedes hacer?, pues, te doy una noticia, si ya tienes una devoción, estas subiendo un nuevo escalón con Dios, porque a través de la cultura de esta cuaresma guatemalteca en cada cortejo procesional el Espíritu Santo se manifiesta, en cada uno de nosotros. Y si todo este tiempo no te diste cuenta que el Espíritu Santo habita en ti y que lo ejerces siendo feligrés activo en la iglesia, que en este caso es a través de nuestra cultura de cuaresma y semana santa en las procesiones y todas las demás actividades cuaresmales, te invito a que de ahora en adelante des ¡gracias a Dios!, porque tienes esta oportunidad de oro.

Sin ningún otro asunto más que agregar, te pido que continúes pendiente de nuestras redes sociales (Facebook) y descarga nuestra aplicación móvil para que estés al tanto de todas nuestras actividades.